Desde que haya rissoto, sí se puede ser vegano!

Desde que haya rissoto, sí se puede ser vegano!

Muchas personas me preguntan que quieren empezar una dieta vegana, pero les da miedo. Mi respuesta es sencilla: sí se puede ser vegano, simplemente necesitas recetas ricas, adaptaciones de lo que más te gusta, tener paciencia para adaptar tu paladar y comer siempre muy balanceado.

 

Una de las recetas que más amo es el rissoto; su textura cremosa, los ingredientes que lleva, y por supuesto el arroz! AMOOOOO mal el arroz. Me encanta, siento que me va súper bien, es sencillo, simple y lo combino con todo, hasta con mostaza y salsa de tomate, si me fascina esta combinación.

 

El rissoto, al tener un montón de queso lo dejé en el olvido, y cada vez que iba a un restaurante moría de ganas de comerme un buen rissoto. Y después de ensayar encontré uno que es delicioso y perfecto. Es cremoso y sabe deliiiii, tal como me gusta. Adicionalmente, tiene hongos que son mis favoritos y son alta fuente de proteína.

 

Aquí les comparto esta delicia para que hagan en casa. Si están en procesos de bajar carbohidratos, este arroz es alto en ello, por eso les recomiendo que sean prudentes con las medidas y sea parte de un plato con otra proteína y grasas buenas.

Receta:

Ingredientes:

  • 1 taza de arroz para rissoto
  • 2 dientes de ajo
  • ½ cebolla blanca picada finamente
  • 2 berenjenas picadas en media lunas
  • 6 hongos tajados
  • 1 taza de vino blanco
  • 1 tsp de aceite de coco
  • albahaca, sal, y pimienta al gusto
  • 2 litros de caldo de vegetal

Procedimiento:

  • Caliente el aceite en una olla y sofríe la cebolla con el ajo.
  • Cuando esté transparente, añade la berenjena y los hongos y sofríe durante 5 minutos más.
  • Luego, agrega el arroz y revuelve durante 2 minutos.
  • Adiciona el vino hasta que se evapore por completo.
  • Cubre el arroz con caldo y cuando se está secando con huequitos vuelve a cubrirlo con más caldo.
  • Realiza este procedimiento varias veces hasta conseguir la textura blanda y cremosa del rissoto.
  • Añade la sal, pimienta y albahaca.
  • Sirve y disfruta.